viernes, 27 de enero de 2012

¡Engánchate al triatlón!

Fotografía de stock: Triathletes stretching before swimming leg of race

El entrenamiento de triatlón es tan intenso que puede asustar hasta al “musculitos” de tu gimnasio. Y si para un hombre supone un esfuerzo tan importante en el caso de las mujeres puede convertirse en un reto aún mayor, sencillamente por una razón de constitución. Ponte las pilas y comienza a disfrutar de este deporte con el “curso acelerado” y para mujeres que te ofrecemos aquí.

Si estás pensando en participar en alguno de estos campeonatos, practicarlo como hobbie para mantenerte en forma o iniciarte en este deporte… ¡seguro que te interesan los ejercicios que a continuación te explicamos! Te servirán de gran ayuda para salir airosa y lo mejor de todo es que te divertirás practicándolo.

¡No existe ninguna razón por la que asustarse! Si estás acostumbrada a correr, sabes nadar y montar en bici no te hace falta nada más que un poco de fuerza de voluntad y ser constante en tu entrenamiento. Nadie dice que tengas que ganar uno de estos campeonatos, simplemente con participar date totalmente por satisfecha.

Existen diferentes tipos de circuitos para distintos tipos de niveles (de media y larga distancia). Los hay para todos los gustos: para principiantes, para entusiastas, para los atlétas de élite e incluso para equipos de 3 personas… ¿No te apetece probarlo?

Puedes proponértelo como un desafío personal y comenzar con unos 10 km de carrera. Para animarte te diremos que Jennifer López o Kate Middleton son totalmente fans de este deporte y lo practican de forma asidua. Si ellas pueden hacerlo, ¡tú también!

Hay varios tipos de triatlón pero normalmente incluye natación, ciclismo y carrera, y siempre en ese orden. Existen unas distancias designadas para cada una de estas tres fases pero también existe una estandarización general como por ejemplo, las carreras para principiantes o, en el polo opuesto, para los “locos” por este deporte.

Para las principiantes es recomendable empezar por la modalidad Super Sprint Sprint como primera toma de contacto con este deporte. Con la práctica se irá aumentando la distancia hasta llegar a la olímpica o la de media distancia.

Las transiciones entre la prueba de natación y la de ciclismo (T1) y entre ciclismo y carrera (T2) son conocidas como la cuarta disciplina. Son momentos en los que están en juego los “minutos clave” que te harán ganar o perder tiempo en tu marca final.

Hace falta tener mucha habilidad para quitarte un traje de neopreno e ir corriendo a montar en bici en unos pocos segundos. No te preocupes porque… ¡Todo es cuestión de práctica!

Fuente: EnFemenino

Sé el primero en decir que te gusta esta post.
Siguen informado en las redes sociales ! Twitter: @enmanuelacosta Facebook: www.facebook.com/enmanuelacostapage

Reacciones:

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada